La Iglesia en el Perú, a través de la Conferencia Episcopal Peruana, estableció mediante Resolución N°015-2007-CEP el cambio del día del migrante por “Semana Nacional del Migrante y su Familia”; con el espíritu de ir generando espacios de reflexión en todas las Iglesias e Instituciones del país, así como en el exterior, donde residen más de tres millones y medio de compatriotas.

Este año, siguiendo el Mensaje para la 103 Jornada Mundial del Emigrante y el Refugiado 2017 del Papa Francisco, la Pastoral de Movilidad Humana promueve el tema: “Emigrantes menores de edad, vulnerables y sin voz”. Teniendo como base las indicaciones del Papa, se han elaborado los materiales de reflexión y concientización: afiche, folleto y subsidio litúrgico.

Esta campaña es llevada adelante en el marco del proyecto: “Prevención de la trata de personas y del tráfico ilegal de migrantes en el Perú: fortalecimiento de redes sociales para la prevención y atención a víctimas, a nivel nacional y zonas de frontera”, financiado por la Conferencia Episcopal Italiana (CEI), la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), sede Perú y con el apoyo logístico de la ONG italiana Progettomondo MLAL y la Congregación de los Misioneros de San Carlos Scalabrinianos.

Esta Campaña se realiza a nivel nacional, en las 45 Jurisdicciones Eclesiásticas, con el objetivo de convertirse y generar espacios de diálogo, reflexión y sensibilización en torno a la realidad migratoria nacional siguiendo las indicaciones de la Iglesia, a fin de concientizar a posibles migrantes para una migración segura y exhortar a la sociedad receptora a una actitud acogedora.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.